Guía de recursos para las familias hispanas
Downloadable File PDF (1 MB)
in English

Tercera etapa: La escuela secundaria media y superior y después
Es necesario medir el progreso de los estudiantes en al menos tres grados durante el high school para cerciorarnos de que nadie se atrase al acercarse a la meta. — La secretaria Margaret Spellings

Lo que debe saber

Los años de escuela secundaria media y superior (high school) constituyen una encrucijada importante. Algunos estudiantes se encuentran encaminados hacia un diploma valioso y un futuro brillante. Pero son demasiados los estudiantes que simplemente están pasando el rato o abandonan los estudios. La tasa de deserción entre los estudiantes hispanos es casi cuatro veces más alta que la tasa entre los estudiantes anglos. Los estudiantes que abandonan los estudios enfrentan una vida de menor ingreso económico y menos oportunidades de empleo como adultos.

Incluso para los estudiantes que van bien encaminados hacia la graduación, lamentablemente, no se crearon iguales todos los diplomas de high school. En un estudio independiente recién realizado, se reveló que el 66 por ciento de los estudiantes se gradúan de high school sin estar preparados para solicitar admisión a una universidad de cuatro años.

El presidente Bush desea que todos los diplomas de high school sean un boleto al éxito, ya sea en la fuerza laboral o en la educación universitaria. La clave consiste en asignaturas estimulantes, la firme responsabilidad de los resultados, y salones de clase seguros y disciplinados. El Departamento de Educación de EEUU está haciendo todo lo posible para que esto se haga realidad. Pero no lo podemos hacer solos; los padres y los educadores deben tener un papel fundamental.

Lo que puede hacer

Alrededor del 80 por ciento de los empleos de mayor crecimiento en el futuro requerirán unos años de estudios universitarios o formación técnica después del high school. Por tanto, los padres que desean preparar a sus hijos para este futuro deben alentarles a tomar las clases más acertadas durante la escuela secundaria media y superior.

Dato:
Todos los 50 estados, el Distrito de Columbia y Puerto Rico ya cuentan con criterios de competencia en inglés.

Es importante que las escuelas ofrezcan a sus estudiantes estimulantes asignaturas pre-universitarias y clases de crédito universitario o Colocación Avanzada (Advanced Placement o AP por sus siglas en inglés). Pregunte al director de su escuela si éstas se ofrecen.

A continuación aparece una lista de asignaturas que tal vez sea conveniente que su hijo considere tomar cada año para prepararse para los estudios universitarios:

  • Inglés (Gramática, literatura y redacción)
  • Matemática (Álgebra I, Álgebra II, trigonometría, y precálculo)
  • Idiomas
  • Ciencias naturales
  • Historia y estudios sociales

Tan pronto como su hijo se matricule en la escuela secundaria, hable con el orientador sobre lo que usted necesita hacer para que su hijo se prepare y sea admitido a la universidad. Cuando su hijo esté en el penúltimo año de high school, hable con el orientador nuevamente sobre las medidas que usted y su hijo necesitan tomar para solicitar admisión a una institución universitaria. Obtenga información sobre el costo de asistir a la universidad y la ayuda económica que existe. Con becas y préstamos, es posible sufragar más fácilmente los costos de los estudios universitarios.

Para conocer más sobre cómo estar preparado para la universidad, ambo en lo académico y en lo económico, visite http://studentaid.ed.gov/. En el lado superior derecho se puede seleccionar información en inglés o español. O llame al 1-800-4-FED-AID (1-800-433-3243).

Cómo puede ayudarle Que Ningún Niño Se Quede Atrás

Que Ningún Niño Se Quede Atrás establece que los estados midan el desempeño de los estudiantes de la escuela secundaria al menos una vez antes de graduarse. Los exámenes son importantes porque permiten a los maestros identificar cuáles estudiantes se están atrasando académicamente para que puedan recibir ayuda antes de que sea demasiado tarde.

El proyecto presupuestario del Departamento de Educación de EEUU para el año fiscal 2006 establecería exámenes en dos grados adicionales de high school. Esto forma parte de una propuesta de $1.5 mil millones para la High School Initiative (Iniciativa en las escuelas secundarias superiores) que también prestaría intervención académica para los estudiantes que entran en el noveno grado con dificultades en la lectura y la matemática.

Se sabe mucho sobre el tipo de instrucción que da mejores resultados para los estudiantes de high school. El programa del presidente Bush Striving Readers (Aspirantes a buenos lectores) y la nueva propuesta de Secondary Education Mathematics Initiative (Iniciativa para la matemática en la educación secundaria) están muy centrados en su desarrollo.

Conforme a Que Ningún Niño Se Quede Atrás, se presta ayuda federal destinada a clases de preparación para tomar las asignaturas de nivel universitario durante high school, es decir, Advanced Placement (AP) y para cubrir los costos de los exámenes de AP a nivel de high school. El Departamento ha propuesto un aumento en los fondos destinados a las asignaturas de AP para que un mayor número de estudiantes desfavorecidos tengan acceso a las asignaturas que valoran las universidades.

Por último, para ayudar a más familias a pagar los estudios universitarios, el Departamento ha propuesto un incremento en el monto máximo de la Beca Pell de $4,050 a $4,550 cada año. Millones de estudiantes podrían beneficiarse de esta medida.


   7 | 8 | 9
TOC
Print this page Printable view Send this page Share this page
Last Modified: 10/15/2007