Una estimulante educación secundaria para todos
Guía de recursos para las familias hispanas
Downloadable File PDF (185 KB)
in English

"Conseguir que todos los estudiantes se gradúen con un diploma valioso ... es uno de los principales retos que enfrenta nuestro país."
—Margaret Spellings, secretaria de Educación de EE.UU.

La Ley Que Ningún Niño Se Quede Atrás de 2001 ayuda a garantizar que todos los niños reciban una educación de alta calidad y hace a las escuelas responsables de asegurar que todos los niños aprendan. La información que aparece a continuación concuerda con esta importante ley.

Asegúrese que su hijo esté preparado

La escuela secundaria es el campo de entrenamiento para los estudios universitarios o postsecundarios y la fuerza laboral. Hoy en día, la mayoría de los buenos puestos de trabajo requiere una educación postsecundaria. Para prepararse para los estudios universitarios, su hijo necesita tomar asignaturas estimulantes y difíciles que lo reten a superarse. Un sólido programa de clases—tales como el inglés, la matemática (álgebra I y II, geometría, trigonometría, cálculo), los idiomas extranjeros, la ciencia (biología, química, física), y la historia o los estudios sociales—deben de ayudar a su hijo a obtener buenos resultados en las pruebas de admisión a las universidades y lo preparará para asignaturas aun más exigentes. El nivel de instrucción en matemática, ciencia e idiomas extranjeros que reciben los estudiantes será importante para la competitividad global y la seguridad de nuestro país.

Por otro lado, actividades realizadas durante la escuela secundaria, tales como las pasantías, el servicio en la comunidad y los deportes, pueden formar aptitudes necesarias para la fuerza laboral, tales como la formalidad, el buen manejo del tiempo y el liderazgo.

Continúe participando al avanzar su hijo por la escuela secundaria (high school). Aunque su hijo probablemente desee cierta independencia, manténgase al tanto de sus estudios y actividades extracurriculares.

Lo que su hijo necesita en la escuela secundaria para poder triunfar

Asistir a la universidad es una meta clave para el éxito en la escuela secundaria y en la vida. Los graduados universitarios ganan alrededor del 43 por ciento más que lo que ganan los graduados de secundaria. Al final de 2005, las personas con al menos un título universitario de cuatro años tenían un promedio de ingreso de $1,029 por semana, mientras que las personas con un diploma de high school ganaban aproximadamente $585 por semana.*

Los estudiantes de high school disponen de una amplia gama de posibilidades académicas. Las escuelas charter o las escuelas imán (charter o magnet schools), que tienen una concentración particular, como por ejemplo las artes o las ciencias, pueden ayudar a cultivar los talentos e intereses de su hijo. Algunos high schools ofrecen asignaturas de Colocación Avanzada (Advanced Placement ó AP, por sus siglas en inglés), que son clases de secundaria que permiten a su hijo evitar las clases básicas en la universidad y tal vez graduarse anticipadamente. Otra ventaja de las asignaturas avanzadas es que los estudiantes de high school pueden recibir créditos universitarios estando todavía en la escuela secundaria.

También puede ser conveniente buscar programas que enseñen a los estudiantes a estudiar al nivel universitario, que proporcionen instrucción individual, y que ayuden a los estudiantes a solicitar admisión a la universidad (ver Recursos).

"Y entonces para los estudiantes ... ustedes tienen que decidirse a remontar su vuelo y buscar nuevas cumbres."
—George W. Bush, presidente de EE.UU.

Colaborar con los maestros y orientadores

Es importante que conozca a los maestros y orientadores de su hijo. El orientador suele ocuparse de la inscripción y programación de clases, y debe ser informado sobre problemas en casa, tales como el divorcio o la enfermedad, que pudieran afectar el trabajo académico de su hijo.

Trate de asistir a las clases cuando éstas están abiertas a los padres, una práctica conocida en inglés por "open house", o a las reuniones nocturnas para los padres (parent nights) para conocer a los maestros de su hijo, y pida consultas con el maestro, cuando corresponde. Los maestros en muchos casos le darán su dirección de correo electrónico para que pueda contactarlos fácilmente. Los maestros pueden contar con su propio sitio Web donde publican notas y las tareas escolares. Los maestros y los orientadores también pueden darles los nombres de maestros particulares si su hijo requiere ayuda adicional. Tal instrucción puede ser gratuita.

Los orientadores disponen de métodos para el proceso de solicitud a las instituciones postsecundarias, y para recibir ayuda económica para pagar los estudios universitarios. Los orientadores pueden indicarle cuándo se ofrecen las pruebas de admisión a las universidades, en particular la Scholastic Aptitude Test (SAT) y la American College Test (ACT). La mayoría de las universidades requieren una de estas pruebas para admisión. La escuela o la biblioteca local pueden contar con guías para prepararse para estas pruebas. El Departamento de Educación de EE.UU. es una fuente importante de ayuda económica para los estudios universitarios mediante los subsidios y los préstamos (nuevamente, ver Recursos).

La Seguridad

El hurto es el delito más común en la escuela. Diga a su hijo que guarde sus pertinencias bajo llave y deje sus objetos de valor en casa.

En 2003, el 29 por ciento de los estudiantes en los grados 9 a 12 informó que se le había ofrecido drogas en la escuela, el 13 por ciento había participado en una pelea en las instalaciones de la escuela, y el 9 por ciento había sido amenazado o herido con un arma en el recinto escolar.** Con la Ley Que Ningún Niño Se Quede Atrás de 2001, un estudiante puede retirarse de una escuela que, según el estado, es persistentemente peligrosa, o si ha sido la víctima de un delito de violencia en la escuela, para asistir a otra escuela pública en el mismo distrito escolar.

Prestar atención al comportamiento de su hijo y sus amigos puede ayudar a su hijo a completar la escuela secundaria salvo y sano. Trate de enterarse de si han bajado las calificaciones de su hijo o si su hijo está triste o enojado. Los orientadores, trabajadores sociales, psicólogos escolares y otros con capacitación para resolver estos tipos de problemas pueden ser de gran utilidad. Mantenerse involucrado en la escuela puede ayudar; puede obtener información de la organización de padres y maestros y del boletín de la escuela. Lo más importante es hablar con su hijo acerca de cualquier inquietud que usted tenga.

Ejemplos de recursos

U.S. Department of Education:
http://www.ed.gov o
http://www.ed.gov/espanol/bienvenidos/es/index.html?src=gu
o llame al 1-800-USA-LEARN

Federal Student Financial Aid [Ayuda económica federal para los estudiantes]:
http://www.fafsa.ed.gov/

Upward Bound/TRIO:
http://www.ed.gov/programs/trioupbound/index.html

Advanced Placement:
http://www.collegeboard.com/student/testing/ap/about.html

Early College High School Initiative:
http://www.earlycolleges.org/

Hispanic Scholarship Fund [Fondo de becas para los hispanos]:
http://www.hsf.net/scholarship/programs/hs.php

National Hispanic Recognition Program [Programa nacional de reconocimiento a los hispanos]:
http://www.collegeboard.com/student/testing/psat/about/scholarships.html

Congressional Hispanic Caucus Institute:
http://www.chci.org/chciyouth/resources/links_hs.htm

"College Opportunities On-Line" directory of two- and four-year colleges and universities [Directorio electrónico de instituciones postsecundarias de 2 y 4 años]:
http://nces.ed.gov/ipeds/cool/

*La Agencia de Estadísticas Laborales, Departamento de Trabajo de EEUU, "U.S. Department of Labor, Bureau of Labor Statistics, "Usual Weekly Earnings of Wage and Salary Workers: Fourth Quarter 2005," USDL 06-98, Jan. 19, 2006.

*Los Departamentos de Educación y Justicia de EE.UU. (U.S. Departments of Education and Justice). Indicators of School Crime and Safety: 2005. Washington, D.C.

NOTA: Este documento contiene información que proviene de entidades públicas y privadas. La inclusión de tal información no constituye el aval del Departamento de Educación de los Estados Unidos a ninguna entidad, organización o producto o servicio ofrecido ni a las opiniones expresadas en el presente. Esta publicación también contiene hiperenlaces y direcciones de sitios Web (URL) creados y mantenidos por organizaciones externas los cuales se presentan para la comodidad del lector. El Departamento no se hace responsable de la veracidad de la información contenida en ellos.

Guía de recursos para las familias hispanas

 
Print this page Printable view Send this page Share this page
Last Modified: 09/15/2006